Historia Detalle de un cuenco
Beber hasta ahogar el diablo

Sobre el anagrama JHS (Jesús Hombre Salvador) parece que el diablo quería salir huyendo del cuenco antes de morir ahogado por el vino. Este tazón, bien denominado “El Cuenco del Diablo” era utilizado a la hora de servir el vino.

cuenco_004

Cuenco, Alfar del Carmen S. XX

Quizás mas vinculado a la vida monacal de los frailes Jerónimos, se decia que el fraile para asegurarse un buen trago de vino susurraba “Sigue echando hasta que ahogues al diablo”, de este modo se aseguraría que se llenara el cuenco hasta el borde.

El anagrama JHS cobraba especial sentido cuando después de servido el vino, y el cuenco a rebosar, el monje decía “Hasta Verte, Jesús Mio“, propinando un buen trago de vino hasta que se asomaran las siglas. Esto le permitia a fraile beber de un trago casi medio litro de vido encomendándose a Jesús.

 

About the author

1 comentario

  1. Piedi moteno

    Gracias por difundir estas maravillosas leyendas que te meten de lleno en la historia de Talavera

Deja un comentario

Facebook